¿Por qué no vespertinos? (I)

Es una ocurrencia sobre la que pienso hace tiempo: ¿Y si los diarios pasan a ser vespertinos?

Una de las características de la crisis de la prensa (tal vez causa, o consecuencia, o ambos conceptos a la vez en retroalimentación) es la falta de un modelo de negocio para complementar las versiones impresas y la online. Las empresas van dando palos de ciego o en el mejor de los casos sobreviviendo al “ensayo-error”.

Expertos, empresas, periodistas y conspicuos lectores de periódicos suelen coincidir en que el papel seguirá teniendo vigencia. Pero los datos tozudos hablan de pérdida de ingresos, pérdida de lectores y un negocio online heterogéneo (que comenzó con un disparatado todo gratis) y que no logra recuperar las pérdidas del modelo tradicional.

Hemos visto estos años periódicos que cierran, periódicos que pasan a semanario y mantienen una edición permanente online, periódicos que cierran en papel y quedan online, ediciones diversas de pago online  o ediciones en pdf/tablet.

Se habla de la necesidad de optar por el análisis, el reporterismo, el gran relato frente a la mera noticia, que ya cubren portales y agencias o lo hacen mejor otros medios. Aunque los periódicos regionales y locales no pueden renunciar al carácter meramente informativo porque este es más necesario para sus comunidades que el que puedan desempeñar los periodicos nacionales.

Y en todo caso, existe una necesidad de adaptarse a los nuevos hábitos lectores: la hiperconexión y la movilidad.

El problema es que, en todo caso, un periódico está desafasado cuando avanzada la madrugada sale de la rotativa, de modo que pierde parte de su valor, por más que prime el análisis o el reporterismo.

En esta situación, como he apuntado, existe el modelo de una edición permanente online para dejar el papel con menor periodicidad y más profundidad. No he hallado datos sobre el resultado de este sistema. Me temo que es demasiado exiguo todavía.

No obstante, todo apunta a nuevos problemas. Un reciente artículo en The Guardian alertaba de que el grupo Johnston Press había entrado en pérdida de ventas de de “dos cifras” después de un ligero incremento tras la conversión de sus medios en semanarios.

La última noticia es que este grupo ha prescindido de sus fotógrafos.

En esta búsqueda de nuevos modelos viables se han tomado decisiones como la publicación de ediciones vespertinas o, más en concreto, de primera hora de la noche. Es el caso de El Mundo o del adelanto de ediciones a la media noche de El País o ABC, por ejemplo. Lo hacen en edición tableta para aprovechar la tendencia lectora de estas herramientas antes del sueño.

Para ilustrar este primer post, una humorada de El Roto.

Crisis-el-Roto

Instagram documenta las protestas de Ucrania

Captura de pantalla 2014-01-25 11.34.08

Instragram, la cada vez más popular red de fotos y microvídeos, es algo más que un soporte para selfies (las famosas autofotos). Por ejemplo, permite documentar las protestas ciudadas en Ucrania. Instagram permite seguir las imágenes con etiquetas como #Kiev o #euromaidan (también en cirílico) y ha recopilado imágenes en su blog.

Instragram cuenta con unos 150 millones de usuarios activos al mes. Dejo aquí una recopilación de estadísticas en http://expandedramblings.com/

Más allá del uso para ocio o creación artística (que ya es un valor suficiente) los usuarios de las redes se empeñan en demostrar el interés para el periodismo y el marketing de estas herramientas.

Esto no pasa en España: Obama responderá a preguntas de los ciudadanos en Google +

Obama Hangout Road Trip

Lo de menos es la herramienta. En este caso Google + y sus hangouts o quedadas. Lo importante es el gesto, que se me antoja imposible en España. No me imagino a Rajoy (o sus contrarios) en este cometido: el presidente Obama responderá a preguntas formulas por los ciudadanos.

El próximo martes pronuncia su anual discurso sobre el estado de la Unión ante las dos cámaras legislativas de los Estados Unidos. Y el viernes 31, responderá a preguntas de los ciudadanos en lo que se ha denominado como “Presidential Hangout Road Trip”.

Google ha publicado en su blog las condiciones de participación. Tan sencillas como estas: Grabar un video de un minuto, aproximadamente, con alguna referencia personal y la pregunta. Subir el vídeo a Youtube o Google + con el hashtag o etiqueta #AskObama2014.

 

Otro reto para los medios locales: el multidispositivo


El acceso a internet se diversifica. Crece el número de usuarios que acceden en diversos soportes a la red. La tendencia imparable es el paso del dispositivo único al multidispositivo. Es una de las conclusiones que más me han llamado la atención del Informe sobre la Sociedad de la Información que hace unos días presentó la Fundación Telefónica y que trataré de ir deglutiendo.

Señala que el 55,2 % de los usuarios de internet utiliza sólo el ordenador. Pero se eleva al 43 % y con tendencia ascendente el número de quienes utilizan también otros soportes: móviles, tabletas, e-readers, videoconsolas, etcétera.

Un 5,6 % ya no utiliza el ordenador.

El multidispotivo provoca un fenómeno añadido: la distribución del acceso a cada aparato por franjas horarias. Ya se habían conocido informes que señalaban que, por ejemplo, la tableta es un dispositivo de sofá, de manera que algunos periódicos adelantan a sus suscriptores una edición impresa nocturna para su lectura en estos dispositivos.

Ítem más, suele aconsejarse la presencia en las redes sociales a esa hora para aprovechar un pico de uso de estos elementos móviles.

Esta tendencia a la dispersión y a la distribución horaria supone un reto para los medios, que ven sus audiencias disgregadas todavía más. Además, cada usuario tiene sus propios hábitos de lectura de noticias: ediciones web, redes sociales, agregadores de contenidos o sindicación, buscadores, etcétera.

El reto es mucho mayor para los medios de ámbito local o regional, que ya no tienen que afrontar sólo dos plataformas (la habitual y la web) sino atender a nuevas formas de acceso, con el coste o la dependencia tecnológica que supone. Más, en un momento de crisis general y de falta de modelos de negocios claros.

Tal vez la cooperación tecnológica entre medios pueda ser una de las soluciones de acceso rentable a la era de los multidispositivos.

De QR ¿cómo andamos?

Los códigos QR comienzan a poblar soportes físicos de nuestro entorno: cartelería, postes informativos, enlaces, anuncios en medios impresos, merchandising, etcétera. Sin embargo, no parece que su uso se haya extendido en manera proporcional a la difusión de estas formas geométricas que codifican información.

El último análisis de marketing móvil de IAB Spain (del pasado septiembre), indica que sólo un 14 % de los usuarios de smartphone lo usa con frecuencia y que un 59 % lo ha utilizado alguna vez.

Otro difundido estudio, de la consultora Selenus, habla de que sólo el 10,5 % de las empresas que lo usan cuentan con una estrategia específica y clave para códigos QR. Este es el infográfico del estudio.

Imagen

Los QR suelen llevar a una página de ampliación de información, a una encuesta de datos o a una página de concursos o promoción. Son utilizados también para acceso a aplicaciones de realidad aumentada.

Recién he encontrado un uso práctico del QR para servicios públicos. Se trata de un cartel con un código que permite acceder a información sobre la zona peatonal de Huesca, recién implementada.

Imagen

Imagen

Este uso de información de servicios tal vez sea una de las mejores virtualidades de esta herramienta. Al menos, en mi caso tiendo a utilizarlos más que los comerciales.

Para los usuarios particulares, pueden ser prácticos como facilitador de acceso a webs o blogs a través de soportes como tarjetas de presentación, por ejemplo.

Existen numerosas herramientas en internet para generar estos códigos a partir, por ejemplo, de url. Lo facilita incluso un acortador tan habitual como Bitly para cada uno de los enlaces qe acortamos.

Lo mismo que existen programas gratuitos para los smartphones que permiten escanear el QR.

Por curiosidad, incluyo este vídeo que explica cómo funcionan estos códigos.

 

El CM de Dropbox se bate el cobre

Image

Image

La popular herramienta de archivo en nube Dropbox ha experimentado fallos durante todo el fin de semana.

Esta mañana, el blog corporativo de la compañía con sede en San Francisco ha indicado que el problema se originó el viernes tras unos trabajos de actualización en sus servidores. A pesar, señala de que la solución de los problemas llevó unas tres horas, durante el fin de semana prosiguió la imposibilidad de acceso a Dropbox a través de sus plataformas: página web, carpetas en los ordenadores y apliaciones móviles, con diferente alcance de usuarios.

Utilizo Dropbox y me resulta una estupenda herramienta, de modo que apenas archivo de manera “física”. La empresa ha mostrado su convencimiento de que los usuarios seguirmos confiando y ha negado taxativamente que los problemas se deban a un ataque externo, como rápidamente se difundió. Ha señalado también que los archivos estuvieron permanentemente custodiados y no corrieron peligro.

En todo caso, lo que quiero resaltar es el trabajo de interlocución con los usuarios (la famosa conversación de la era 2.0) para tratar de mitigar las consecuencias negativas y procurar controlar el incendio que puede producirse en redes sociales.

Dropbox mantuvo periódica información en su blog tecnológico, con consejos para usuarios sin conocimientos tecnológicos y para programadores y en twitter así como datos de alcance numérico del problema (mal de muchos…) , el community manager contestó a los tuits con mención a este problema en un trabajo constante.

El incidente deja constancia del valor y la utilidad de los blogs corporativos.

Por supuesto, lo sucedido deja negro sobre blanco los riesgos que corremos quienes nos vamos entregando a las nubes como sistema de archivo.

Gmail facilita el contacto con las conexiones de Google +

Gmail ha comunicado hoy a sus usuarios que durante los próximos días irán accediendo a una novedad en sus gestores de correo: el contaco con sus conexiones de Google + aunque estos usuarios no hayan compartido públicamente su correo electrónico.

No obstante, Gmail mantendrá en privado la dirección de email hasta que el emisor haya hecho efectivo el envío del mail y hasta que el destinatario no haya respondido al mismo.

Los correos de quienes no están en nuestros círculos de Google + llegan a la bandeja “social”.

Image

Se mantiene así cierto grado de privacidad “por defecto”. No obstante, Gmail permite desactivar esa posibilidad y evitar que nos contacten otros usuarios de Google + o establecer grados de privacidad.

Se accede a este herramienta a través de la pestaña configuración.

Image

Y en configuracion, en ¿Quién puede enviarte correo electrónico a través de Google +?

Image

Plantea tres opciones: cualquiera, círculos ampliados, círculos y nadie.